La planta y la producción de los Melones

El melón es una planta anual herbácea, frotadora o trepadora: sus raíces son fibrosas y pueden extenderse en la tierra más allá de los 150 cm.
El fuste de la planta de melón está lleno de pelusa y ramificado.

Las hojas de la planta del melón son alternas, largas más que diez centímetros;  10 cm también es el largo del pecíolo.
Las flores de la planta del melón son amarillos a cinco lóbulos, generalmente monoicosi, en el cual están presentes los sexos separados sobre dos flores distinguidas; normalmente ellos comparecen sobre la planta primera con las flores masculinas, asociadas en inflorescencias, luego con aquellas femeninas.
La fecundación cruzada de la planta de melón ocurre por insectos en los cultivos de melones a lleno campo; es en cambio mejor recurrir a la fecundación artificial por aquellas plantas de melón labradas en invernadero.

La planta de este fruto fresco efectúa una copiosa floración, que dura todo el verano, de mayo a septiembre: sólo el diez por ciento de estas flores pero se convierten en fruto.

El fruto del melón es un pepónide, generalmente de grandes dimensiones, que puede asumir forma ovalada o redondeante, y a menudo tiene una cáscara sobre la que son visibles de las divisiones que se pueden llamar "a rebanadas." A menudo la cáscara del melón resulta lisa o en cuanto arrugada, y su color puede variar de un amarillo pálido a varios tonos del verde. 
En cambio la pulpa del melón presenta colores que varían de lo blanco al naranjo, y es muy jugosa y perfumada apenas junta a maduración. Al interior del fruto hay una cavidad central que resulta fibrosa y contiene muchas semillas.

La siembra de la planta de los melones se realiza en abril-mayo en filas lejanas un metro la una de la otra, siendo este una planta con raíces fibrosas que pueden ponerse bastante largas. Generalmente debería tener cura de mantener las semillas lejanas por lo menos unos cincuenta cm un del otro. 
Por cuánto concierne en cambio los cultivos anticipados del melón la siembra es efectuada a marzo en semillero, sobre cama caliente, efectuando sucesivamente el trasplante en campo abierto, cuando la temperatura lo permite. 
El melón se puede cultivar además en invernadero calentado, sembrándolo en diciembre y haciendo el trasplante, siempre en invernadero, en el mes de enero.

La producción de los melones a nivel mundial es desarrollada sumamente, y en cifras vaga alrededor de los 27 millones de toneladas anuales (datos2010).

Los principales países productores de este fruto a nivel mundial son: China, que sola produce acerca del 52% de la entera producción mundial de melones, Turquía, los Estados Unidos, Marruecos, Israel, Irán, Egipto e India.

En Europa los mayores productores de melones resultan en cambio España (con acerca un millón de toneladas producidas de este fruto fresco), Italia (con casi 600.000 toneladas de melones producidos), Francia (con una producción mediana de 300.000 toneladas de melones) y Rumania.

En Italia del año 2000 han empezado muchas importaciones del melón Amarillo, producido en algunas empresas brasileñas: este producto es importado acerca de de octubre a abril, garantizando una cobertura de los meses invernales durante la que este producto hortofrutícola no se desarrolla en Italia. 
La exportación del melón del Brasil por un período tan largo es garantizada gracias a algunas instalaciones productivas presentes en la región de El Salvador.

Zipmec Newsletter

Aceptar privacidad


Redes sociales Zipmec.com

Siguenos ya en las mejores redes sociales para quedarse siempre actualizado a las novedades de Zipmec